Buenos Aires | Jueves, 20 de septiembre de 2018

Subtes Línea "A"

Por Juan Bonato

Son las 8 AM y aunque el sol aún no ha salido, una treintena de obreros esperan la llegada del capataz para empezar a trabajar. Son las obras que está haciendo el gobierno de la ciudad de Buenos Aires en Nazca y Rivadavia con el objetivo de ampliar la red de vías subterráneas. Cuando llega el capataz se ponen de pie, uno de ellos guarda el mate y todos rodean al recién llegado para que les imparta las instrucciones del día. Comienza el descenso. Pasarán las próximas 8 horas a una profundidad de 30 metros bajo tierra. Miguel es quien me acompañará y orientará durante todo el día. Él me dirá cuales son las tareas más pesadas y cuáles son las condiciones en las que al mediodía se juntan a comer.

“Yo entiendo al vecino. El vecino está apurado porque terminemos las obras para que pueda de una vez usar las nuevas estaciones, para que terminemos de hacer ruido, para que se le incremente el valor del inmueble. Lo que no entiende el vecino es que acá los obreros trabajamos a pulmón, que si uno de nosotros cae enfermo la obra se demora un día más. Porque no hay quien cubra la función del ausente: si en las excavaciones uno tiene la pala y el otro el balde, cuando se enferma el que lleva y trae el balde con la tierra, eso lo tiene que hacer el mismo que palea.” Miguel me cuenta mientras se pone el barbijo. Es apenas un barbijo de tela. De los más económicos que se consiguen en las ferreterías. Está claro que no estamos en el primer mundo, donde la tecnología para el trabajo no es la misma. Allí se usan grandes excavadoras que son capaces de perforar la tierra a razón de 100 metros por día. Acá, en la “Europa Sudamericana”, los obreros con pequeños tractores o sus propias manos hacen un trabajo de hormigas que apenas consigue avanzar 15 metros al día. También es cierto que se debe avanzar despacio y con cuidado, cualquier perforación que se haga mal termina haciendo retroceder considerablemente el trabajo previo. Miguel ya dispuesto a trabajar se ha puesto el mameluco, las botas y el casco. Un compañero ha conectado en un alargue la radio en la que sonará cumbia. El clima en las horas de trabajo es bueno entre ellos, bromean, se llaman por sus apodos, cantan.  Es mediodía y el capataz les informa el alto de trabajo para que puedan almorzar. Miguel saca de la mochila un sándwich de paleta y queso y sale a la superficie a juntarse con los demás. “La comida la traemos de casa. Sólo los viernes solíamos hacer asado, pero con lo que aumentó la carne ya ni ese gusto nos podemos dar. Vivimos a jamón y queso en verano e invierno; mirá, aquel ya se convirtió en chancho” Ríen todos.  Al rato ya están otra vez en sus tareas.

La nueva estación San Pedrito, ubicada en la intersección de Nazca y Rivadavia, es hermana de la estación Flores, en Rivadavia y General Artigas por estar realizándose en simultáneo. Con un capital invertido de 4.500.000 de pesos, ambas le sumarán 1.500 metros de subte a la línea A. Incrementando en un 30 % la cantidad de usuarios de la línea. Luego de tantas veces prometida como postergada la inclusión del barrio de Flores a la red de subtes, se dice que estarían inauguradas para octubre del corriente año.

Son las 8 PM y Miguel se despide de sus compañeros. Toma el tren hasta Hurlingham donde lo espera su mujer y su hija de 4 años. Él espera terminar la obra para poder sumarse al proyecto de las nuevas líneas F, G e I; mientras que nosotros, los vecinos de Caballito y Flores, esperamos que por fin se termine la obra para sentir que somos tenidos en cuenta a la hora de hablar de desarrollo en la ciudad y no quedarnos solo en una promesa electoral.

Imprimir
Compartir en Facebook Compartir en Blogger Compartir en Twitter Compartir en LinkedIn
Enviar a un amigo


Comentarios
   
Nombre:
Mail:
Comentario:  
(puede escribir como máximo 500 caracteres)


Moneda Compra Venta
Dólar 7.960 8.030
Euro 9.999 9.999
Real 2.580 2.750

Ultima Actualización:
03/04 - 15:50


Ultimas Noticias

- Radioteatro en Escena -

Con los actores en vivo vistiendo ropa de la época y con una escenografía ambientada como un estudio de radio, lleva al público a un viaje al pasado



Crucigramas

soluciones



¡Nada Cambió!

Imágen tomada el 24/09/2011, a diez días de la tragedia



Flores: tragedia sobre las vías

Víctimas, responsables y culpables. Causas, soluciones paliativas y de fondo
por Mauricio Epstejn



Emanuel Pellegrino

Descubriendo artistas
por Silvia Wernicke




¿Está de acuerdo con la instalación de un Shopping en la Av.Avellaneda?
   
No
   


Tapa del Diario

tapa Puerta Franca



Puerta Franca - 2011 ® - Todos los derechos reservados.

Puerta Franca no asume responsabilidad alguna por cualquier consecuencia derivada de la utilización de los servicios y/o producto que se describen, analizan, publican o figuran en el sitio.Las notas firmadas y el contenido de los sitios de Internet desciptos, reflejan la opinion de los autores y responsables por los temas tratados sin que ello implique solidaridad de Puerta Franca con su contenido.La responsabilidad por el contenido de los avisos es exclusiva de los respectivos anunciantes.